photo bienvenidos.png
¡Hello,Invitado!
Conectarse

Recuperar mi contraseña

 photo ultimostemas-3.png
Últimos temas
» Con amor para ti~
Sáb Nov 09, 2013 5:34 pm por Shin

» Reglamento Obligatorio
Lun Abr 01, 2013 11:40 pm por Shiki

» AnshiGraphics || Afiliacion Elite
Vie Mar 08, 2013 3:02 pm por Afiliador

» PRIMER CENSO ANTES DE LA RE-APERTURA!
Vie Mar 08, 2013 2:23 pm por Areila Schneewittchen

» IMPORTANTE....Un tema para todos
Vie Mar 08, 2013 3:13 am por Amaimon

» Tras una simple mascara...
Miér Ene 23, 2013 7:08 pm por Invitado

» owo
Dom Dic 16, 2012 10:28 am por Galatea

» ...::¿Qué estás escuchando?::...
Lun Dic 10, 2012 7:09 pm por Invitado

» Un dia mas.... {Privado}
Lun Dic 10, 2012 6:44 pm por Invitado

» The Black Queen... [Priv Lucius]
Lun Dic 10, 2012 5:58 pm por Invitado

 photo quienestaenlinea2.png
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 12 el Lun Jun 24, 2013 9:17 am.
 photo nuestrostaff.png
○Para contactar cliclea sobre la imagen○
 photo ambientacion.png
El invierno es la estación más fría del año, y sus características son inevitablemente definidas en contraste con las otras estaciones del año: ya que durante los días invernales las temperaturas son más bajas y hay menos horas de luz solar. Estas características se acentúan a medida que nos alejamos de los trópicos y nos acercamos a los círculos polares. En algunas regiones del planeta, según su latitud, altitud y determinadas condiciones meteorológicas, se puede observar la caída de nieve.
 photo foroshermanos-2.png
 photo elites.png
•Elite•
 photo A.png  photo porpost.png
 photo copy.png Licencia Creative Commons
Forbidden Lovers por el Staff se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
obra de >LUCIUS&GALATEA<<"" Los diseños proporcionados por ANTHONY&LUCIUS >>Son de uso exclusivo para forbidden lovers<<
forbiddenlovers.spanishforo.com
.  photo forfinal.png

Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Galatea el Jue Ago 02, 2012 7:25 pm

La zona donde abundaban las posadas de la parte Norte de la ciudad de Villa de Rose era un lugar muy particular... aunque la mayoría de los lugares que se podían encontrar eran hostales de mala muerte que únicamente eran visitados por piratas, marineros no demasiado honrados o cualquier otra case de villanos o seres no precisamente "puros", que digamos... había un sitio en particular en el que la peor calaña de todas las peores se reunía... y curiosamente no era para nada un "local de mala muerte", al menos no en un sentido literal.
La posada de la Rosa Negra estaba construída contra los Muros del Norte; a su misteriosa entrada sólo se podía llegar atravesando una inhóspita y larga callejuela entre edificios, y nada más que una diminuta placita con un tétrico árbol negro remarcaba la ubicación del enorme edificio que era, sin embargo, imposible de ver desde las calles principales y era casi imposible de encontrar más que para aquellos que ya sabían donde estaba.

En aquel lugar pocos humanos se atrevían a entrar. Ninguno de ellos sabía lo que allí había en realidad... pero por mero instinto directamente no se acercaban, puesto que sentían provenir de aquel lugar algo que les aterraba... más cuando, como en aquellos momentos, el origen del mal se encontraba en el interior de sus paredes de piedra y madera, haciendo que todo el aire en casi un kilómetro a la redonda de allí estuviese viciado y resultase difícil respirar incluso para los seres que eran parecidos a ella en sangre...

La mujer de largos cabellos negros ondulados e inquietantemente brillantes ojos verdes se encontraba en el interior del oscuro hostal únicamente iluminado con curiosos faroles que colgaban de las paredes y desprendían una nefasta luz violácea, aunque poca atención prestaba a los seres que también estaban allí y que evitaban a toda costa siquiera mirarla, más aún acercarse al lugar que tenía permanentemente reservado en una tarima elevada por encima del resto de las mesas del local.
La dama iba cubierta de estricto negro, un largo y elegantísimo vestido por el que muchas nobles matarían marcaba su esbelta figura sentada tranquilamente sobre una alta silla del mismo color que su vestuario que casi parecía por su ornamentación un trono.
A diferencia de antes de que se firmase la "paz", aquella mujer ya no llevaba las coletas que le permitían una mayor comodidad, así como tampoco los cortos vestidos que le daban mayor libertad de movimientos, y por supuesto tampoco estaban los cuernos o las alas que revelaban su... otra cara.
Su largo cabello del color de la obsidiana caía como una cascada de oscuridad sobre ambos hombros descubiertos por el sensual vestido y su espalda, y lo único que asomaba de su cabeza era un pequeño y hermoso broche de plata con forma de luna que aislaba apenas unas hebras de aquel hilo azabache para que cayesen en otra dirección al de sus iguales.

La mirada de la Reina se centraba en un pequeño tablero de ajedrez que tenía sobre la mesa que usualmente visitaba. Las piezas negras estaban de su lado, y las blancas del lado vacío, pues nadie estaba en su compañía... al menos por ahora.
Una media sonrisa adornaba su hermosísimo rostro... que sin embargo por aquella mueca siniestra resultaba al mismo tiempo aterrador. El tablero estaba vacío de piezas, que se encontraban despertigadas a su alrededor, por lo que las pequeñas y delicadas manos blancas con las uñas pintadas de verde se dirigieron tras unos segundos hacia ellas para comenzar a organizarlas.
Peones Blancos y Negros fueron las primeras piezas en aparecer en aquel campo de batalla de baldosas coloridas. Cuatro contra cuatro... igualdad de números. Los ojos verdes se orientaron hacia los Caballos y los Alfiles. Dos Alfiles y un Caballo Blancos contra dos Caballos y un Alfil Negros... una igualdad parcial también.
La Reina se detuvo un momento a pensar... ella tenía una Torre segura a la que volver... pero en verdad desconocía todavía si habría una Torre Blanca también, algo ciertamente inoportuno y que debía solucionar cuanto antes. De todos modos decidió dejar aquello apartado por el momento... más cuando mirada recayó sobre la Reina Negra tirada aún fuera del tablero... y sonrió ampliamente, tomándola y colocándola tras las filas de Peones, entre los dos Caballos y con el resguardo del Alfil... su arma secreta, su as contra sus enemigos...
No había competición alguna... no había una Reina Blanca, y eso ella bien lo sabía.
El entusiasmo de la mujer de negro era palpable en la repentina ligereza del aire que le rodeaba, los clientes de la Rosa Negra hasta se atrevieron a relajarse durante unos segundos e incluso comenzar a hablar un poco más alto de los susurros que normalmente hacían para no molestar a la terrible criatura de ojos verdes... hasta que aquella tensión reapareció con el doble de fuerza y el silencio cayó como una losa sobre todos los presentes dentro del local, que se quedaron casi paralizados por aquella sensación... que curiosamente no transmitía la ira de aquella criatura como habían pensado en un momento... sino... ¿angustia? ¿Confusión? ¿Rechazo?

La mirada de la mujer de negros cabellos se había posado sobre ambos reyes... sobre el Rey Blanco que representaba a su peor enemigo... y había recordado.
De repente la puerta del local se abrió. Un vampiro joven entró, ajeno al discurrir de la situación debido al poco desarrollo de sus sentidos... igual que la jovencita también vampiresa que ya llevaba tiempo en el hostal hablando bajo únicamente para acompasarse a las conversaciones (y sin realmente entender por qué se hablaba así) y que en aquel momento volvió su mirada hacia el recién llegado.
Los ojos verdes presenciaron aquel encuentro de miradas... y las tenues sonrisas que se formaron en ambos rostros verdaderamente jóvenes mientras ambos se acercaban el uno al otro con claras intenciones de abrazarse... y besarse.
El fino dedo blanco se dobló y, tomando un leve impulso con la palanca de otro de sus compañeros, dio un pequeño golpe a la Reina Negra que tenían delante. Nadie vio la trayectoria que la pieza siguió, pero los jóvenes vampiros sintieron la potente ráfaga de viento que cruzó entre sus labios que corrían a encontrarse, así como la pequeña explosión que provocó aquella pequeña pieza de madera al chocar contra la pared del mismo material que tenían detrás ambos jovenzuelos, perforándola y llegando a dañar incluso la roca que había detrás, dejando la pieza en un obvio mal estado, a todo el local en un estado de completo pánico y a los dos chupasangres congelados por el miedo... cuando vieron por el rabillo del ojo aquellos gélidos destellos verdes que les hicieron salir del hostal nada más se recuperaron lo suficiente para correr.

Galatea cerró los ojos y llevó una de sus pequeñas manos a su rostro, cubriéndolo parcialmente. Sus dientes rechinaron levemente, firmemente apretados los unos contra los otros. ¿Qué le pasaba? ¿Por qué no era capaz de pensar en aquel hombre como antaño? ¿Por qué cada vez lo veía... menos como un enemigo...?

Galatea
Galatea

Galatea

Mensajes : 127
Fecha de inscripción : 25/06/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Illyasviel von Einzbern el Jue Ago 02, 2012 11:15 pm

Estaba en una esquina observando como iba pasando el tiempo, viendo como entraba y salia gente de los lugares de comida, y etc. Era muy aburrido como para que yo este ahi, entonces decidi caminar un poco, pasando por los caminos mas desolados pero frescos para la piel, o eso pensaba yo.

Llevaba mis boras negras como hasta por debajo de las rodillas, y una camisa blanca. Arriba de la camisa traia un chaleco pegado al cuerpo muy femenino marcando mi cintura y un poco mi pecho. Tenia el cuello al descubierto. Por la parte de abajo, tenia una pollera negra con volados blancos. Parecia una muñeca de porcelana, ya que mi piel era super blanca, bueno, despues de todo era un vampiro.

Derrepente una un ruido de una de las posadas llamo mi atencion, como si algo hubiese roto la pared, algo pequeño.

- Te odio malditos super sensibles oidos... - dije un poco alterada porque me habia pegado un susto.

Camine hacia el sentido de donde provenia el sonido, y me sorprendi, bueno, practicamente me quede un poco helada.

- ¿Acaso... es... este lugar? - dije un poco shockeada - .... Tendria que irme ... pero... - mi instinto decia que tenia que entrar por alguna razon.

No es que conociese el lugar como la palma de mi mano, pero si habia ido un par de veces, en otras "epocas" como decia yo, por lo general cuando estaba de mal humor y no queria que me encontrase nadie.

Me acerque y entre. Lo primero que vi al entrar fueron al parecer 2 vampiros muertos del miedo, anda a saber porque, luego un señorita tomando de la cabeza o algo por el estilo con un tablero y piezas de ajedrez. Mire y examine un poco mas el lugar. Nada habia cambiado desde entonces. Sonrei un poco y me sente en una mesa cerca de la ventana.

- Tadaima~~ - dije al sentarme. Era lindo estar "en casa" de vez en cuando. Me traia bonitos recuerdos de cuando venia. Algunas que otras peleas y cadaveres por aqui y por alla, realmente me hacia acordar a buenas epocas. Sonrei al recordar todas esas cosas. Mire al tablero de ajedrez de donde estaba sentada esa chica sujetandose la cabeza como deseando matarlos a todos. Empeze a ver las fichas. ¿Donde estaba la Reina Negra? Suspire y fui a hablar con unas personas que conocia de ahi. Espere unos segundos y me trajeron otra pieza de ajedrez, la que faltaba. Me acerque a la mesa del tablero.

- La Reina jamas debe faltarle a su Reino - dije posando la pieza a un costado del tablero.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


.-~ Try To Touch Me~-.
avatar
Illyasviel von Einzbern
Vampiros

Vampiros

Mensajes : 138
Fecha de inscripción : 25/07/2012
Edad : 27
Localización : Jamas lo sabras...

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Galatea el Vie Ago 03, 2012 4:58 am

Lo había visto... lo había incluso sentido como aquella vez en su propia piel. Aquella confluencia de miradas que se volvían una repentinamente... aquel preciso momento en el que, al ver a aquel ser especial, toda la Creación parecía carecer de importancia... con aquella hermosa excepción. Aquel momento único en el que el tiempo parecía detenerse para los dos amantes... era lo que ella había sentido con él, sin duda... daba igual cuánto tratase de negárselo a sí misma... era lo que era, y punto.
El ojo que su mano no cubría se entreabió ligeramente, aquel brillo verdoso resaltando levemente en la oscuridad que rodeaba el lugar en el que se encontraba. No sabía qué le estaba pasando para que aquellos pensamientos recorriesen su mente... pero sabía que no podía ser bueno.

Aquella insignificante presencia que había pasado por alto, para variar, se acercó entonces y cruzó aquel límite que nadie sabio se atrevería a cruzar y que era marcado por la negra tarima, y Galatea se vio obligada a mover aquel ojo en dirección a la vampiresa que dejó al lado del tablero a la maltrecha Reina Negra que había lanzado hacía apenas unos minutos como un proyectil.
- La Reina no es más que una pieza desechable más en el tablero dominado por el Rey... -habló entonces por primera vez con su hermosa voz, suave y sensual a pesar de la indiferencia que demostraba- una pieza importante, ciertamente... pero igualmente desechable llegada la necesidad de hacer una jugada arriesgada... -extendió su mano derecha hacia la maltrecha pieza y la tocó con la yema de su dedo índice, sin decir absolutamente nada más insuflando una ínfima parte de su enorme poder, bastando éste para reconstruír la dañada efigie de la Reina Negra para ser reincorporada a las peculiares filas de las piezas de ese color.

El ojo verde se elevó de nuevo al concluír aquella acción, clavándose directamente en los de la contraria.
- Eres muy valiente... o muy estúpida al aparecerte frente a mí así... -los dedos de su mano derecha juguetearon aparentemente de forma relajada con la corona de la figurita de madera, aquella uña verdosa dejando casi sin intención una breve marca en la tallada efigie- no pareces una mocosa... al menos entre los de tu especie... deberías ser capaz de leer la situación... -"Y ver que no es demasiado propicia para intervenir... precisamente" añadió para sí sin alterar lo más mínimo su inexpresivo y medio cubierto semblante. En verdad en aquel momento no tenía la paciencia ni la tolerancia suficientes para soportar la actitud de una chupasangres osada... que era lo que parecía ser aquella, o eso o totalmente loca, lo dicho. En otra situación igual le habría entretenido... pero no tenía un buen día, y a parte del aburrimiento que ya estaba empezando a medrar en su corazón nuevamente aparecía aquel problema con Kalel... estaba hastiada.

Galatea
Galatea

Galatea

Mensajes : 127
Fecha de inscripción : 25/06/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Illyasviel von Einzbern el Vie Ago 03, 2012 5:15 am

Sonrio y la miro.

- Si soy demasiado estupida... -di media vuelta dandole la espalda y dirijiendome hacia mi antiguo lugar - entonces clava tus hermosas uñas en mi cuello, si eso sacia tu ambicion de ira y resentimiento, dejate llevar por esa ira que tanto guardas... como si quisieras destruirlo todo... -.

Realmente haber tenido tan buenos recuerdo, me hizo hacer que nada me importase en ese momento. Era como si estuviese desafiando al destino mismo, pero no le daba importancia.

¿Por dije eso? Realmente no sabia... Sentia que tenia que hacerlo..

- No temo morir, despues de todo no vale la pena... estar... - sonrio - encerrada en el odio mismo... - me siento en mi lugar y miro por la ventana. No es que no sepa quien era, tampoco era que me importace, simplemente pensaba desaburrirme haciendo algo por el momento.

"Un pueblo no puede estar separado... Tampoco no puede no tener un lider, es algo ... natural... si el rey muere todo esta perdido es una partida, pero si el rey muere en vida real, la reina nos tendra que guiar..." esas palabras vinieron a mi mente como uno de los pocos recuerdos que me habia quedado de mi padre.

¿Estaba tratando de animarla? Seguramente me mate a golpes o algo similar, no creo que despues de mi invitacion a que me mate quiera hablar o algo por el estilo, pero ¿Que mas daba? Ya me daba todo igual.

Segui recordando mis buenos momentos es este lugar, y continue mirando por la ventana, jugando con la madera de la mesa con mis uñas.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


.-~ Try To Touch Me~-.
avatar
Illyasviel von Einzbern
Vampiros

Vampiros

Mensajes : 138
Fecha de inscripción : 25/07/2012
Edad : 27
Localización : Jamas lo sabras...

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Alastor el Mar Ago 07, 2012 9:14 pm

Habia observado toda la situacion. Mi sobretodo negro me camuflaba perfectamente en una esquina, mis ojos dorados brillaron exaltados buscando saltar sobre cualquiera de las 2, tanto como para detener una horrible pelea injusta, como para terminar armando un verdadero lio en todo el lugar. La mujer de ojos verdes, parecia muy molesta, al punto de cometer fin de vida a la niña que reposaba feliz en su asiento esperando la muerte sin ninguna duda. Sonrei. Aquella situacion me causaba gracia. ¿Cuanto tiempo iban a durar asi? Tome una botella de ron y un vaso y me servi. Mis ojos no paraban de mirar a las 2 jovencitas, paracia que en cualquiero momento el lugar y la situacion se convertiria en un campo de guerra masivo, y yo... iba a estar involucrado. Antes que ir directamente a calmar las cosas, preferi levantarme y sentarme con la chica peli-blanca que miraba al parecer feliz por una vieja y fea ventana.

- Si provocas la muerte en vano, ¿Cuando terminaras tus metas? - sone muy normal, pero siempre mi voz parecia un poco demencial. Sonrei tan pronto me miro y me senti sin vacilar, aun no dejandome ver por mi capucha negra que me cubria hasta la mitad de los ojos.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Alastor
Demonios

Demonios

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 03/08/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Galatea el Miér Ago 08, 2012 11:37 am

¿Destruírlo todo? ¿Encerrada en el odio mismo?
- Pequeño gusano con ínfulas de sabio... -murmuró apenas Galatea, ignorando la osadía de la chupasangres por aburrirla ya esta totalmente. Si la mujer hubiese acertado al menos en algo de lo que había dicho al tratar de adivinar lo que hervía dentro de la Reina Sangrienta entonces tal vez la hubiese tomado algo en cuenta... pero teniendo presente que no parecía siquiera haber previsto ni mínimamente lo que la angustiaba en aquella hora sombría no le merecía la pena ni para pasar el rato- debe de ser por esto que me aburro tanto y busco alternativas tan alocadas como la de ese santurrón... -masculló entonces para sí, echándose sobre el respaldo de la elegante silla negra y clavando sus ojos verdes en las piezas del tablero. Nadie en aquella maldita villa parecía entenderla... nadie la comprendía... y en parte aquello era algo de lo que siempre se había encontrado orgullosa... pero ahora veía que ciertamente era un fastidio cuando una deseaba algo de comprensión o consejo.

Hacía ya tiempo que no hablaba con Lucius, per no pensaba que éste pudiese tener respuesta alguna a sus preguntas... después de todo era un mujeriego... un "hombreriego" y un "todoriedo"... por no hablar de que era viúdo y estaba enamorado de su hermana que ahora estaba en las garras de la Reina de los Demonios... no, ciertamente Lucius no era un muy buen consejero, pero tampoco podía mostrar sus dudas ante nadie más... nadie imparcial que no detectase aquello como una debilidad en la imbatible y terrorífica Galatea.
Ah... dioses... aquello era un maldito dolor de cabeza contínuo. Miró la pieza de la Reina Negra y suspiró. Quizá si se la devolvía a Lucius un tiempo quizá este estuviese dispuesto a... pero no... era algo descabellado, ella debía permanecer todo el tiempo bajo su tutela, la tutela del Rey Negro. Rey y Reina siempre debían ir de la mano y estar juntos... Lucius ni siquiera entraba dentro de aquel tablero por ser el insignificante pero entretenido gusano que estaba en medio, supuestamente neutral y supuestamente tratando de mantener la paz entre los dos titánicos Reyes... por sus propias razones, por supuesto.

Aquel lugar estaba empezando a exasperarla... quería salir de allí... pero entonces la aparición de otra molestia intervino. Había sido plenamente consciente de la situación del Abisal dentro de la posada, pero en verdad lo había ignorado completamente. No tenía cuerpo en aquel momento para tratar tampoco con el excesivamente hiperactivo "Rey de los Mares", como solían ya llamarlo. Aunque ciertamente... posiblemente él fuese de los únicos Abisales que verdaderamente estaba cumpliendo con su trabajo al pie de la letra. Al igual que Bhaal era muy fácil de manejar una vez le cumplías sus caprichos al tiempo que trabajaba en lo que de verdad tenía importancia. Por eso le encantaba tener sádicos como siervos... aunque éstos fuesen invariablemente tan teatrales.
- Que os divirtáis, gusanos felices... iré con mi odio a algún sitio más discreto -ironizó en voz alta, hablando en realidad para toda la taberna que pareció paralizarse de nuevo al completo cuando la aparentemente joven mujer se irguió de su trono y bajó la alta tarima que la separaba del resto de la "chusma" para dirigirse hacia la puerta. Había acabado por aquel día con todo aquello.

Off: No borraré tu post, Alastor, porque más o menos queda adecuado... pero ten presente para la próxima vez que "Post Libre" significa libre para la primera persona que entre, con lo que esto que has hecho sólo deberías haberlo podido hacer en un "Post Libre Colectivo", de modo que espero que no se vuelva a repetir.
De todos modos mi personaje ya se va, de modo que podéis seguir roleando vosotros dos normalmente~

Galatea
Galatea

Galatea

Mensajes : 127
Fecha de inscripción : 25/06/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Illyasviel von Einzbern el Miér Ago 08, 2012 5:10 pm

- Igualmente "gusano".. -dije divertida y luego me volvi al hombre encapuchado - ¿Que quieres? - dije un poco seria pero seguia teniendo mi sonrisa de antes.

Vi como se alejaba y salia la "otra". Vi como algunas personas me miraban como si hubiese sobrevido a la peor catastrofe del mundo, pero para mi no habia ningun reto alguno que superar o algo similar.

El joven de en frente mio era misterioso, con aspirante a ser un demonio por esa energia tan extraña que emanaba. No podia ver sus ojos, la capucha tapaba mucho de su rostro, solo divisaba sus labios y su sonrisa, su nariz, y eso era todo. Ni su pelo veia. Despues de observarlo por un rato en silencio me puse seria por su pregunta.

- Eso no es de tu incumbencia - dije mirando por la ventana - Si termino o no mis metas despues de todo es mi problema... - digo mirando algunas aves pasar. El viento soplaba y jugaba con las hojas del suelo, elevandolas en el aire como una danza. Algunos se sujetaban los sombreros, otros sus vestidos, otros papeles,¿ Y todo por un poco de viento? Sorprendente....

Mire al chico nuevamente. Su ropa tampoco era visible, realmente estaba bien misterioso en ese sobretodo negro de cuero, que era hermoso a proposito. Yo tambien tenia uno pero casi no lo usaba. Este estaba tal vez un poco... grande como para el ¿Lo tenia asi a proposito? No se, pero era un poco curioso. Lo que si, no sabia sus intenciones, entonces me quede como en guardia.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


.-~ Try To Touch Me~-.
avatar
Illyasviel von Einzbern
Vampiros

Vampiros

Mensajes : 138
Fecha de inscripción : 25/07/2012
Edad : 27
Localización : Jamas lo sabras...

Volver arriba Ir abajo

Re: Black Rose... Dangerous Rose... [Libre]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.